POST RECIENTES . RECENT POSTS

13 October 2012

La importancia del café con amigos

Sobre los beneficios del café se ha escrito muchísimo. Aunque por años se le acusó al pobre café de ser dañino a la salud, una comunidad de científicos, profesionales médicos y la gente misma salió en defensa del desprestigiado superhéroe que hace posible todas nuestras mañanas.

Se descubrió que el café en moderación no solo es bueno para comenzar el día, sino que es un aliado muy fuerte contra las enfermedades del corazón. Personas que toman de una a tres tazas diarias de café tienen menos probabilidades de sufrir un ataque al corazón, gracias a los antioxidantes especiales en los granos del café.

Esos mismos antioxidantes son los que ayudan a regular la sensibilidad de nuestras células a la insulina, lo cual ayuda a equilibrar el azúcar en la sangre y así controlar la diabetes. Además, se recomienda para reducir los riesgos de depresión, mejorar la agilidad cerebral y ayudar a prevenir algunos tipos de cáncer, como el cáncer de próstata, cáncer en la piel y en los senos.

¿Por qué tomar café con nuestros amigos de siempre es necesario?

Pero más allá de los beneficios inmediatos, el café es necesario de una manera mucho más esencial. Salir a tomar café con nuestros amigos del alma nos proporciona una sensación de bienestar general y relajación necesaria para llevar una vida completa. Este es un ejercicio que muchos olvidamos practicar con el ajoro de vida, la rutina del trabajo y las obligaciones.

Como seres sociales, el ser humano debe aprender a establecer y mantener relaciones personales saludables que nos ayuden a mantener nuestro equilibrio emocional y fortaleza aún en los momentos más difíciles. Las relaciones entre amigos, específicamente, nos brindan un descanso o apoyo muy diferente al que nos brindan nuestras parejas o familia.

Además, algo especial ocurre cuando tomamos café entre amigos donde comenzamos a abrirnos más y a meditar sobre la trayectoria y el futuro de nuestras vidas. Intercambiamos perspectivas y nos aconsejamos mutuamente. Es la oportunidad perfecta para crecer, ayudarnos y seguir nuestro camino con nuevos bríos.

Convierte esta salida en un hábito semanal o mensual con amigos que te conocen y te valoran. Practica con ellos la honestidad y la compasión. Además, aprende a ser fuerte y acepta sus críticas constructivas para que te ayuden a mejorar. Asegúrate también que la conversación entre ambos no sea siempre seria y profunda. Aprovecha para reírte un poco y sobretodo, divertirte.

Si haz perdido contacto con este amigo especial, un café es la mejor oportunidad para reconectar. Olvida el teléfono y los medios sociales. La tecnología aún no ha podido reemplazar los beneficios que tiene este encuentro personal.

Ni siquiera tienes que salir al coffee shop o al cafetín para disfrutar de una reunión amena. Prepara un café delicioso, como el que te compartimos a continuación, y disfrútalo en el patio de tu casa o en el parque de tu comunidad. Tu pareja siempre puede salir de shopping o de paseo con los niños y regalarte un poco de tiempo para ti. Una vez lo tengas establecido en tu agenda, verás qué bien te viene.

La receta de hoy se trata del café favorito de mi amigo Joel. Lo conozco hace más de 8 años, y como buenos hermanos, nos hemos peleado, contentado y aprendido muchísimo el uno del otro. Hemos sido parte de momentos muy importantes en la vida de ambos y nos apoyamos dondequiera que estemos.

Café al estilo Ponce

Como el chico es de la ciudad señorial de Ponce en Puerto Rico, este café se los preparo al estilo de Ponce con un toquecito de amaretto y unos pedacitos de queso por el lado.

Solo tienes que preparar un buen café puertorriqueño o colombiano usando la greca o tu máquina de hacer café y combinar una cucharada y media de amaretto por cada 8 onzas de café. Añade leche sin grasa caliente al gusto y azúcar morena. Para acompañarlo, sirve el café con queso de bola puertorriqueño o tu queso local favorito. Buen provecho.

No comments:

Post a Comment